Liposucción Abdominoplastia y Mini Lipo Abdominoplastia

El abdomen es la zona del cuerpo donde fisiológicamente se acumula más grasa y en la mujer, a causa de los embarazos, se puede producir una separación de los músculos abdominales, aumentando la apariencia de globo de esta zona.


Verdaderamente puede haber muchas más razones por las cuales hombres y mujeres están considerando realizarse una Liposucción Abdominoplastia.


Este procedimiento combina las ventajas de dos técnicas: Abdominoplastia y Liposucción. Se logra tensar la pared abdominal, elimina piel y grasa en exceso creando integridad, definición y un abdomen plano. Gracias a la liposucción conseguimos definir y marcar más la región abdominal todo en la misma intervención. La cicatriz queda escondida por las bragas o los calzoncillos a la altura del pubis. En los casos de diastasis (separación) de la musculatura abdominal o hernias, se realizará en la misma cirugía la reconstrucción de la pared muscular abdominal y la reducción de eventuales hernias.


No siempre es necesario hacer un abdominoplastia completa, en casos de flacidez moderada o corrección de cicatriz cesárea existe la posibilidad de realizar una miniabdominoplastia, donde generalmente se logra eliminar la piel sobrante de la parte inferior del abdomen.


La cirugía dura de 2 a 3 horas, se realiza bajo anestesia general y se necesitan 1 o 2 noches de ingreso en clínica. Hay diferentes técnicas quirúrgicas, después de una atenta valoración se concordará con el paciente el tratamiento mas adecuado y con los mejores resultados.


En el caso el exceso sea moderato la intervención se realizará de forma ambulatoria sin ingreso y sin anestesia general. Reduciendo tiempos de quirófano y de recuperación y facilitando la incorporación rápida a la vida normal.

Preguntas frecuentes:

La liposucción y la abdominoplastia son cirugías diferentes, aunque se complementan entre sí. La abdominoplastia es una cirugía de reconstrucción del abdomen, donde se consigue eliminar la flacidez y el exceso de piel además de reparar la musculatura del abdomen. Por el contrario, la liposucción elimina la grasa localizada. Ambas pueden realizarse en la misma intervención.

Aquellas estrías que se sitúen por debajo del ombligo sí que desaparecerán porque ese es el fragmento de piel y grasa que eliminaremos.

No. La cicatriz por abdominoplastia o por la mini es una cicatriz oculta debajo de la ropa interior y el bikini. Inicialmente será rojiza hasta los 4-6 meses para finalmente ir perdiendo su tono intenso progresivamente hasta el blanco.

No, en absoluto. Su ombligo se liberará de la piel abdominal para ser transpuesto al lugar que mejor le corresponde en su nuevo abdomen. Así, éste en su nueva posición adaptará un aspecto más estético acorde a la nueva forma de su abdomen.

La duración de la abdominoplastia depende de cada caso, por lo general suele durar entre 2 horas y media y 4 horas. También depende si se combina con otras cirugías como la liposucción. Si se realiza una mini-abdominoplastia el tiempo de quirófano es de 1 hora.

En caso de abdominoplastia se precisarán 1o 2 noches de ingreso en clínica. La mini-abdominoplastia es una cirugía ambulatoria y la paciente puede irse a casa ese mismo día, después de un periodo de observación.

Se necesita una analítica de sangre, un electrocardiograma, una placa de tórax y una ecografía abdominal bajo esfuerzo para identificar eventuales hernias.

La mini-abdominoplastia se realiza bajo anestesia local y a veces con sedación. En el caso de la abdominoplastia, sobre todo si se realiza en combinación con otro tipo de cirugía, se hará bajo anestesia general.

Antes de una cirugía se recomienda no fumar o tomar medicamentos que pueden alterar la coagulación de la sangre (como algunos analgésicos o algunos productos naturales). En pacientes que habitualmente suelen tomar anticoagulantes, será el médico quien indicará la suspensión.

Las pautas no son muchas. En la mayoría de los casos se recomienda estar en ayunas al menos 6-7 horas (ni comidas ni bebidas) antes de la hora de la cirugía. Se recomienda no llevar metal en contacto directo con el cuerpo (como pendientes, cadenas, relojes, anillos, etc). Se recomienda venir con cara limpia, sin maquillaje o pintauñas.

El postoperatorio puede ser molesto en caso de abdominoplastia.  De todas maneras, se pautarán analgésicos para controlar de manera adecuada posibles molestias o dolores. En caso de tener que reparar la musculatura abdominal el dolor puede ser más intenso, pero de todas formas controlable con analgésicos.

Aunque desde el primer momento el resultado vestida es evidente, a paciente tarda unos 3-4 meses en tener la forma perfecta desnuda. Las cicatrices, sin embargo, tardarán entre año y medio y dos años en tomar su aspecto definitivo. Normalmente, de cara a eventos públicos importantes, recomendamos realizar la cirugía con tres meses de antelación.

Evitar fumar y posiblemente no tomar medicamentos que puedan favorecer un sangrado durante un período de 48 horas después del procedimiento. La paciente deberá llevar una faja de compresión suave durante 3-4 semanas día y noche, quitándosela sólo para ducharse. La compresión es conveniente para dar comodidad al paciente y acelerar su recuperación Protegerse de los rayos solares (FPS 50+) y las temperaturas extremas (sauna o tratamientos termales o climas gélidos) durante las próximas dos semanas. A las dos semanas tras la intervención se aplicarán cremas especificas y se realizara drenaje linfático para mejorar los resultados y acelerar la recuperación.

Sí, pero lo mejor será esperar 1 año tras el parto. Como consecuencia del embarazo y la distensión abdominal, los músculos rectos abdominales se separarán entre sí y por ello su abdomen parecerá abombado y no plano como anteriormente. Esto se corrige uniendo estos músculos mediante unas suturas especiales que se conocen como picadura. Así su vientre será plano y más fuerte.

Podrá tomar el sol una vez que la inflamación haya desaparecido, lo cual requiere aproximadamente de un mes. No obstante, la cicatriz siempre tendrá que protegerla de la exposición solar, bien con crema de protección total (SPF 50+) o bien con tiras reductoras de cicatrices.

Deberá llevar la prenda de presoterapia durante tres semanas tras la cirugía. Esto es fundamental tras cualquier abdominoplastia por el amplio despegamiento que se realiza de su piel y musculatura porque en caso contrario podría acumularse líquido entre ambas.

Como toda cirugía que requiera de anestesia general, la abdominoplastia tiene sus riesgos durante la intervención. Las complicaciones son muy raras y en general no graves.

En general al mes siguiente de la cirugía, el paciente podrá comenzar a realizar una actividad física básica, por lo que podrá realizar abdominales de manera gradual. El postoperatorio no se caracteriza por ser doloroso y tras 15 días podrá comenzar a moverse más libremente, sobre todo para evitar la formación de trombos venosos. Aún así los tiempos varían según los pacientes y la evolución de la cicatrización.

Si es horizontal siempre se disimulará, ya que la cicatriz de la mini abdominoplastia es más baja que la de cualquier cesárea.

En general no es aconsejable, ya que los embarazos estropean de nuevo el abdomen, aunque no existe una contraindicación médica. Lo ideal es operarse tras haber tenido el último embarazo.

Precio de mini abdominoplastia

Desde 2.500€

Contáctanos

Rellena el formulario de contacto y haga sus consultas

C/Del Dr. Roux 91 08017 Barcelona

+34 623 40 29 98

Info@carmelofama.com

Pide Cita

¡Pregúntanos lo que quieras!